La adopción gay y sus puntos suspensivos


Familia

Por: Steven García Puerta Twitter: Garcia_Steve3

 

Queda claro que la mayoría de gobernantes de Colombia no están preparados para afrontar lo que según la iglesia sería el caos, ¿caos?. La adopción de niños por parte de parejas del mismo sexo es un tema que por estos días anda en boca de la mayoría de colombianos, ya que el país afronta un proceso por el cual se intenta decidir si las parejas homosexuales pueden o no adoptar niños para conformar una familia.

Es importante destacar que el concepto de “familia” parece no tener una definición común para todas las personas, y es con este mismo que la iglesia y su poder  han otorgado privilegios a aquellas  parejas heterosexuales, así mismo a todo lo que está estipulado o considerado como “normal”; sin embargo es aquí donde mi opinión comienza a tener soporte con argumentos que de alguna manera inquietan mi visión del mundo, la manera como he sido formado desde mi hogar, la cultura en la que he crecido, los valores y prejuicios que han marcado de manera significativa mi vida.

Entes como la iglesia, el estado y los medios de comunicación han sido protagonistas en dictaminar lo que está “bien” o “mal”, lo “correcto” o “incorrecto” y con estos parámetros es que los colombianos hemos crecido, arraigados a creencias católicas, ancestrales y populares que han impedido que el ser humano se desarrolle libremente.

A mis 22 años de edad he tenido que escuchar y ver situaciones que sin duda alguna y sin temor a decirlo llamaría anormales, he escuchado sobre padres que abusan sexual y laboralmente  de sus hijos, así mismo como madres que abandonan a sus bebes recién nacidos, o que tal los índices de violencia intrafamiliar que parecen no disminuir, y con todo ello me pregunto ¿cómo la iglesia, el estado y gran parte de la sociedad considera que un niño crecería con problemas sicológicos si es bajo un matrimonio gay? Acaso dos padres o dos madres no podrían darle el mismo amor y buen ejemplo a un infante del que podría dar una pareja heterosexual, yo estoy convencido de que eso es un asunto inherente a las preferencias sexuales de cada individuo, pero si, es un asunto que se define a partir de las diferentes circunstancias psicológicas, sociales y culturales por las cuales los seres humanos nos vemos enfrentados desde el día en que nacemos.

En un país de doble moral, donde al parecer la “libertad y el orden” sólo aparecen consignados en el escudo del mismo, donde los medios de comunicación y su objetividad parece vendida al mejor postor, es difícil determinar qué es lo mejor para los futuros constructores de la nación, sin embargo, yo considero que un niño debe crecer bajo el respeto, el amor y valores que determinan que todos los seres humanos son iguales sin importar su características físicas, sociales, emocionales y/o sexuales.

Hace algunos días leí un artículo que escribió una persona homosexual en el cual explicaba que el país no estaba en condiciones de asumir una noticia de tal magnitud, en caso de que se aceptara la adopción por parte de parejas gais, pero entonces ¿cuándo Colombia va estar preparado?, yo considero que nunca se está preparado para nada, y que por el contrario los cambios suceden cuando una situación se asume.

Sin embargo, a pesar de que me considero un defensor de la igualdad de condiciones para todos los seres humanos, creo que decisiones como esta, están muy lejos de ser aceptadas por aquellos que parecen los jugadores de un ajedrez, donde los peones somos el pueblo quienes con resignación, agrado o confusión seguimos la partida del mismo sin provocar un jaque mate que derrote la violación hacia la libertad y a la libre expresión del ser.

Comparte la publicación
Tweet about this on TwitterEmail this to someonePin on PinterestShare on Google+Share on TumblrShare on LinkedInShare on Facebook

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>